Nos fascina conocer las maravillas de la naturaleza, Sudamérica tiene muchas!!! el Cerro de 14 colores en el norte argentino es un gran ejemplo que nos deslumbró.

Gran sorpresa también fue ver muy pocos visitantes para lo impresionante que es, así que nos apresuramos en hacer un post.

Descubrimos este lugar maravilloso hace unos años cuando se viralizó en las redes la montaña de colores Vinicunca en Perú (aquí el post) y que existían otras en China y Argentina, en ese momento investigamos cómo llegar a la montaña argentina pero salía un poco caro desde Lima porque era necesario llegar a Buenos Aires primero, pero hace unos meses se inauguró la ruta Lima-Salta (vía LATAM) a un excelente precio de introducción con un vuelo de sólo 2 horas, así que no lo dudamos y compramos el ticket.

En otro post hablaré de lo que puedes hacer en Salta, el cerro merece un post especial.

El “cerro de 14 colores” se llama realmente serranías del Hornocal, es una formación calcárea de muchos minerales que han sido erosionados por lluvia y viento que ha dejado ver una cantidad de colores que parecen haber sido pintados, 

Para visitarlo deberás llegar al mirador, que está a 40 min en ascenso desde el pueblo de Humahuaca hasta 4,340 metros de altitud, aquí una foto con el mirador a nuestras espaldas,  felicidad y nervios cómo cada vez que estamos por llegar a un lugar que soñé conocer.

Llegando al mirador tienes una vista que te deja sin aliento, los colores que ven en la foto no refleja lo impresionante que es.

Y decidimos acercarnos mas… son 500 metros en bajada, que no sintieron tanto.

Los colores, las formas y lo extenso lo hacen único.

Regresar al mirador fue más duro ya que es subir una cuesta a 4,340 mts, hay que hacerlo despacio porque el aire falta, pero vale la pena acercarse al cerro.

Y te preguntas ¿cómo visitar esta maravilla? bueno aquí te detallo:

Para llegar exactamente al cerro desde Humahuaca es ascender zig zag hasta llegar a los 4,340 mts de altitud al Mirador del Hornocal, que toma 40 minutos, se puede hacer de 2 formas:

Auto propio: la carretera es de “trocha” (no muy asfaltado) pero el ascenso no es difícil, vi autos muy compactos en el camino; sin embargo, es precipicio así que hay que ir con cuidado.

Contratando auto: Los únicos autos contratados que suben son los que ofrecen los pobladores, quienes lo descubrieron, cuidaron y lograron que se tenga un mejor acceso (carretera). Encontrarás una gran oferta en la entrada al pueblo de Humahuaca pasando el puente de acceso, el precio está alrededor de 300 pesos (US$ 8.00) por persona, el único inconveniente es que las camionetas esperan llenar los asientos y eso puede tomar tiempo.

Para llegar a Humahuaca lo puedes hacer en bus, una opción es flechabus, que me recomendaron.

Mi experiencia: ante la incertidumbre de cómo llegar a Huamahuaca desde Salta de forma segura, aproveché uno de los 3 días de tour que tomé con Nordic Travel y que justo hacia parada en Humahuaca, ellos coordinaron el transporte previamente con uno de los pobladores que nos dieron el encuentro en un pueblo antes de llegar a Humahuaca, nos cobraron US$ 25.00 por persona, perfecto porque ahorramos 1 día dedicando a esta visita y lo hicimos en 2 horas de forma eficiente (costo/beneficio).

Hay agencias que ofrecen visitas desde Salta pero exceden los US$ 100, ya que son visitas privadas.

Recomendaciones generales:

Cuidado con el mal de altura: desde Humahuaca 3,000 mts de altitud subimos a 4,340mts, así que tomen agua, lleven caramelos de limón y respiren profundamente para asegurar que llegue suficiente oxigeno al cerebro.

Llevar abrigo: pantalones largos y un abrigo porque a esa altura corre mucho viento helado. Es muy diferente al clima que hay en los pueblos aledaños.

Cuidado con la lluvia: llevar “poncho” o abrigo impermeable con capucha, la lluvia a esa altitud se convierte en nieve o granizo, algo que nos sucedió, felizmente fue al momento que terminábamos nuestra visita.

Cuidado con las tormentas: Si ven que se acerca una no permanezcan en la zona, hace unos meses un par de turistas franceses tuvieron daños severos en los tímpanos porque un rayo cayó muy cerca cuando estaban recorriendo el cerro.

La hora para ver mejor los colores del cerro es en la tarde.

Espero motivarlos a visitar este lugar tan increíble!!! El mundo es hermoso e inmenso.